lunes, 4 de enero de 2016

Todo nos lleva al propósito...



Gran parte del sufrimiento humano va en dirección a buscar entender lo que nos ocurre, en vez de entregarnos a vivir lo que nos pasa. Hay una fuerza muy poderosa que permite que lo que es sea. Las dificultades son invitaciones extendidas por la vida para que utilicemos exactamente lo que se nos ha dado, y revelemos tanta Luz como podamos en ese preciso momento.