lunes, 2 de noviembre de 2015

Alegrénse por la muerte.

“Esto nos resulta fácil decirlo, Alegrénse por la muerte. Inicialmente nos sobresalta, sin embargo a la vida plena pertenece también la muerte y tal vez podamos encontrarnos con ella de otra forma si la incluimos en la alegría por la vida. De esta manera vivimos más aliviados, con menos peso y damos menos importancia a los esfuerzos y las preocupaciones porque de cara a la muerte pierden fuerza."


Bert Hellinger.